Ramón R, Graciela C

Maicol Alexander Morla, de 26 años, murió a causa de una estocada que le habría propinado una adolescente de 13 años con quien convivía. Sus padres, Mayra Morla y José Manuel Abad, reconocieron que ambos vivían en su casa desde hace seis meses, poco después de que la menor llegara desde San Juan, su oriunda provincia. Llegaba para vivir con su padrastro, tras el fallecimiento de su madre. Este, del que no se ha dado a conocer el nombre, es pariente de la familia Morla.

A pesar de que al principio no estaban de acuerdo con esta situación, los padres del hombre asesinado, aceptaron. Mayra Morla y José Manuel Abad revelaron que entre su hijo y la adolescente eran frecuentes los incidentes que terminaron en episodios violentos. Sobre las circunstancias en que fue muerto su hijo pidieron a las autoridades profundizar las investigaciones porque afirman que un hermano de la adolescente, al que identifican como José, de al menos 27 años, estuvo involucrado en el hecho. 

Los padres de Maicol Alexander Morla narraron que por razones que desconocen, pasadas las 9:00 de la noche, Maicol y José discutieron en el patio trasero de la residencia en la que todos viven. La menor intervino y, luego de un forcejeo entre los tres, ella huyó con su hermano dejando herido a su hijo.  

Señalaron que tanto la adolescente como José, quien estaba de visita desde San Juan, tenían unos bultos preparados como si se plantearan marchar. La menor está bajo control de las autoridades a las que fue entregada el fin de semana en San Juan por familiares.

Siguen las uniones tempranas

Un hombre que pretenda a una menor de edad comete un delito, recordó ayer Soraya Lara, presidenta del Patronato de Ayuda a Casos de Mujeres Maltratadas (Pacam), quien también señaló que la “relación” es tipificada como abuso por ser asimétrica.

“Existe un desequilibrio de poder, no tan solo la disparidad en la edad, sino en la madurez física, psicológica, y sexual”, expresó la psicóloga consultada sobre el caso en San Cristóbal en que una niña de 13 años habría matado a Maicol Alexander Morla de 26, con quien convivía.

Lara, terapeuta familiar, señaló que el acto podría considerarse como de defensa por los tipos de abusos a los que la niña contó haber sido sometida. La adolescente habría explicado que él la mataría y que ella se defendió.

Lara lamentó que sigan siendo frecuentes estas relaciones y destacó que el reto es implementar políticas públicas hasta lograr que las uniones tempranas no sean normalizadas en la sociedad. Para ello, Soraya Lara indicó que se debe aspirar a un cambio cultural y político. “Es lograr la articulación de manera eficaz de las políticas públicas. En nuestra sociedad se tiende a culpabilizar a la menor de edad y a la familiase deja de lado la responsabilidad de los hombres que de manera voluntaria y concienzuda se empecinan en sostener relaciones con menores de edad con la intención de poseerlas para la gratificación sexual”.